Queso relleno

YUCATÁN

        QUESO RELLENO

Queso-relleno2-1024x768Estimado trotamundos, si te encuentras rolando por la Península de Yucatán, no puedes dejar pasar este manjar de reyes. Uno de los platillos más exquisitos que una persona puede probar en toda su viajera vida: el queso relleno.

Imagina ese rico queso holandés de sabor muy fuerte que tiene un gallito azul en la tapa, mezclado con el sabrosísimo sazón de la comida yucateca.
Pareciera una paradoja gastronómica, un tributo alimenticio a la globalización, pero esta delicia yucateca conformada por queso holandés tipo Edam relleno con carne molida de cerdo guisada con una mezcla de condimentos globales como las aceitunas, alcaparras, pasas, canela, presentado en una cama de salsa blanca estilo maya, bañado también con una salsa roja preparada con un chile local, tiene más de cien años en la gastronomía de la región.

Se dice que el queso Edam llegó hace más de 200 años debido a un barco holandés que se hundió cerca de Yucatán, desde entonces se adaptó a la cocina regional gracias a su madurez y resistencia al clima del sureste.

Advertencia hiperrealista, ¿por qué probarlo?
Es un deber reconocer que la experiencia de este pe-cado alimenticio, es una explosión a los sentidos, no apto para las personas a las que no les gusta arriesgar-se. Es de cuidado… las papilas gustativas son estimuladas a su máxima expresión y pueden venirte nuevas ideas a la mente, no es un platillo común y corriente, es más bien de esas experiencias que pueden disfrutarse esporádicamente. Tal vez durante tu primer bocado te resulte desconcertante, pero créenos,
te ira conquistando paso a paso. El sabor intenso de un queso tan explosivo se va difuminando en tu paladar (recuerda que es un platillo caliente), la textura al igual que otros quesos derretibles, es agradable al sentido del gusto. Entonces creerás descubrir un ligero toque amargo que sorprendentemente no te des-agradará porque entenderás su razón de ser. Esa intensidad encuentra su orden y límite al momento de saborear el guisado (relleno) yucateco y todas sus especias. ¡Esto debe tener un final! pero aun no llega. El platillo está preparado para soportar las críticas más exigentes del cerebro. Lo que sigue es tu necesidad de continuar descubriendo los secretos de ese manjar y te atreves a cortar un pedazo de queso y sujetarlo con tu tenedor para luego remojarlo en la salsa blanca que aun no entiendes su porqué. Se denomina K’óol y es la cereza del pastel, el cierre perfecto; es la cama donde hacen el amor todos esos sabores y texturas. El K’óol es preparado con epazote, aceitunas, consomé de pollo y un toque de harina… ¿Y eso es todo?… ¡Casi!, también juega un papel importante la salsa roja que pareciera ser una ostentosidad, pero no solo está ahí para dar contraste y color, porque defiende su punto gracias al chile Xcatic, muy tradicional en la cocina yucateca. Después de esto, tus sentidos pueden tomar un respiro.
Ahora ya sabes, si te encuentras deambulando por Yucatán, Campeche o Quintana Roo, no pierdas tiempo y pregunta dónde puedes encontrar este suculento platillo yucateco. Te garantizamos que
no lo olvidarás

Imagen http://yucatan.scotblogs.wooster.edu/files/2011/05/Queso-relleno2-1024×768.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s